Si buscas una lona con características específicas, ya sea nacional o importada, ignifuga o acrílica, enrollable o rafilona; debes conocer la oferta de lonas y toldos que ponemos a tu disposición en Bodega de Lonas. Más de 25 años entregando a nuestros clientes productos de primera calidad, nos respaldan.

Si ya has adquirido con nosotros una lona, en esta entrada te compartiremos algunos aspectos que debes tomar en cuenta para su correcta instalación. Primero, considera su tamaño, cuáles van a ser sus puntos de anclaje, los postes de sujeción, en qué dirección da el sol y si en la zona hay cables (eléctricos o telefónicos que se interpongan).

Los puntos de sujeción son imprescindibles ya que de ahí penderán las esquinas de la lona. Estos pueden ser desde una pérgola, hasta un árbol o poste (de los cuales se recomienda su uso solo temporal). Incluso se puede recurrir a postes de acero galvanizado o de madera, así como a cavar bases de apoyo.  Una vez estirada la lona y sujetada hay que tensarla.

Existen en el mercado, accesorios que favorecen la sujeción. De estos y otros artículos, te hablaremos en la próxima entrada de nuestro blog.